jueves, 20 de septiembre de 2012

MERIDIANOS: Cómo conocí a tu padre

 Y aqui va otro con el que me he reido un rato.

MERIDIANOS: Cómo conocí a tu padre: 'Cómo conocí a tu padre' es un magnífico cortometraje de Álex Montoya, muy premiado en festivales de todo el mundo. No confundir con la seri...

miércoles, 19 de septiembre de 2012

MERIDIANOS: La vida online

 Hola, os traigo un video que hedescubirto en un bolg estupendo. Espero os guste tanto como a mi.

MERIDIANOS: La vida online: 'Online Now'  es un corto que explora las modernas relaciones sociales que se desarrollan en Internet. Un vídeo que muestra la sociedad ...

domingo, 9 de septiembre de 2012

Cincuenta sombras de Grey, E.L.James

Pues hoy os traigo la critica de este libro. Espero vuestros comentarios.







Título: Cincuenta sombras de Grey
Autora: E. L. James
Editorial: Grijalbo
Precio: 17'90€
Temática: Erótica
Edad: para mayores de 18

Sinopsis

Cuando la estudiante de Literatura Anastasia Steele recibe el encargo de entrevistar al exitoso y joven empresario Christian Grey, queda impresionada al encontrarse ante un hombre atractivo, seductor y también muy intimidante. La inexperta e inocente Ana intenta olvidarle, pero pronto comprende cuánto le desea. Cuando la pareja por fin inicia una apasionada relación, Ana se sorprende por las peculiares prácticas eróticas de Grey, al tiempo que descubre los límites de sus propios y más oscuros deseos.
"Cincuenta sombras: la exitosa combinación de historia romántica y juego erótico de alto voltaje que ha tocado la fibra de muchas mujeres." Daily News
Cincuenta sombras de Grey es la primera parte de la trilogía Cincuenta sombras, que continúa con Cincuenta sombras más oscuras y Cincuenta sombras liberadas.

Critica

Bueno, pues como casi todo el mundo, yo he sido también víctima de todo el montaje publicitario y he acabado leyendo este libro, que si en un principio parecía prometer mucho, una vez leído ya no entiendes como puede haber tenido tanto bum.

Sí, es cierto que para todas aquellas personas no acostumbradas a leer un libro de género romántico erótico, es toda una revelación, como me sucedió a mi cuando descubrí a Shayla Black. Pero también es cierto que después de leer un libro hay que ser objetiva y saber ver lo que realmente es bueno y lo que no.En este caso, el libro es un pobre intento de una novela que en mi opinión se habría merecido una escritora que hubiese sabido de lo que escribía. Pues es muy sencillo tener una idea, aunque sea una pobre copia de una conocida novela, pero luego no saber llevarla al papel, no saber darle forma. Como es el caso.

La historia, lo que es el argumento de esta, en mi opinión, es muy interesante. Un hombre adulto, muy atractivo, rico y que tiene todo lo que quiere a su alcance. Pero lo que más quiere es control. Él es un Dom. Para los inexpertos un Amo. Él se inició en el sexo con una relación BDSM y es la única forma que conoce de practicarlo. Conoce a una joven a la que quiere iniciar en este tipo de relaciones. Ella es inexperta y no sabe si podrá llegar a asimilar todo ese mundo, a llegar a comprenderlo.

Pero a la hora de entrar en materia, de poner historia, solidez a ella, ahí, la autora se ha estrellado de cabeza. No ha sabido darle el papel que el señor Grey se merecía. En un principio nos presenta a un hombre frio, autoritario. Con las cosas muy claras. Sabe lo que quiere de Ana, quiere que sea su sumisa. Pero conforme vas pasando páginas la personalidad de Grey va menguando, se va volviendo más y más blando. Deja de ser como él realmente es. Sí, en lo controlador obsesivo no cambia. Pero su manera de entender, de ver el sexo cambia drásticamente y eso no es normal.
Lo libros que he leído sobre el tema, un Amo nunca cambia su forma de actuar en referente al sexo. Si bueno, puede probar nuevas cosas, pero no lo cambia. Es su forma de entenderlo, de vivirlo. No disfrutan echando polvos de vainilla como en el caso de Christian, les falta la intensidad que les da una relación BDSM. Por ello para mí no es creíble que de la noche a la mañana Christian se conforme con lo que le da Ana. Sí, es cierto que intenta un par de veces llevarla a su campo, pero ni siquiera esas dos veces me han sido creíble las escenas. Para mí Christian no es un Dom. Es un ser que tiene muchos problemas y que gracias a la forma que le enseñaron el sexo puede libera sus fantasma.

La personalidad de Christian es muy voluble. Puede pasar de estar contento, risueño y cariñoso y al segundo estar matándote con la mirada solamente por haber dicho o hecho algo que no le guste. Es un personaje muy inestable. Cosa increíble cuando al fin y al cabo es un joven de negocios tremendamente importante, triunfador y seguro de sí mismo.

El personaje de Ana no sé muy bien cómo definirlo, pues es tremendamente frustrante. De primeras quien se cree que con la edad que tiene nunca se halla enamorado y que encima sea virgen. Vamos, ni la autora se lo cree. Y del día a la noche se enamora de Grey.

Sabemos que el amor nos vuelve tontos y que nos hace hacer cosas que nunca nos creímos capaces de hacer, pero en el caso de Ana estas cosas se vuelven increíbles.

Aun en contra de que ella misma cree que no está preparada para asimilar y disfrutar de todo lo que quiere hacerle Christian, ella acepta por no perderlo, por estar a su lado. Y cuando Christian quiere llevar acabo lo que ella le ha dicho que está dispuesta a hacer y a ella va y no le gusta. Y encima se enfada con él y se lo echa en cara. Como veréis, Ana es una joven muy inmadura, infantil, insegura de sí misma y con triple personalidad interna. Ella misma, su subconsciente y su diosa interior. Esa mujer odiosa que saca a relucir a la menor ocasión y que llega a crearte repulsión.
Es que, ¿Quién puede con frases cómo…? – Mi diosa interior está agitando los pompones de emoción. Arggggg. No sé cómo se le ocurrió a la autora seguir con esto, porque una vez bien, dos tiene un pase, pero hay en páginas que lo dice dos y tres veces. Eso es inaguantable.

En fin, entre las peleas interiores que tienen Ana y sus otras dos personalidades, sus inseguridades, contradicciones, de ahora quiero y cuando lo tengo ya no lo quiero, sus arrebatos y su… quiero más. Vamos, ni una cría de 14 años lo hace peor.

Si me paro a hablar un poco de como la autora ha ido desarrollando la historia poco tengo que contar, pues la historia en si no se desarrolla. Los personajes, sobre todo el de Ana, no evolucionan. Vale, el personaje de Christian es el que quizás, por todos esos problemas en su personalidad es el que más juego da a la historia, pero poco más. En su relación al final del libro están prácticamente igual que al principio. Con los mismos problemas, los mismos miedos e inseguridades.

Referente a los personajes secundarios, pues eso son mas que secundarios casi inexistentes, pues después de salir un poco al principio del libro, luego poco más salen. No profundiza en ellos, no deja que los conozcamos. La novela se basa simple y llanamente en la relación de ellos dos. No existe nadie más en su particular mundo.

Una de las cosas que más me han molestado, y en las primeras páginas de la novela ya está frustrada, es el hecho de la novela esta escrita en primera persona. ¿Qué manía tienen de escribir en primera persona? Este hecho no deja que la historia y los personajes se desarrollen bien y esta historia sin duda no era para escribirla en primera persona. De esta forma se dejan demasiadas cosas en el tintero. Pienso que lo ha hecho para sí darle más misterio al personaje de Christian, pero lo que hace de esta forma es frustrar al lector por no ofrecerle lo que piensa el otro personaje protagonista, no profundiza en los sentimientos, en lo que sienten en cada escena.

Después de hablar de casi todo lo que no me ha gustado de esta novela, vamos ahora me tachares de que estoy majareta, pues la pongo de vuelta y media, he de reconocerme a mí misma y a los demás que es una novela que me ha enganchado desde la primera página. ¡Si prácticamente me la he leído en un día y medio! Vale, reconozco que conforme iba leyendo me daba cuenta que es una novela mala, que carece de fondo, que no ofrece nada nuevo y que los personajes dejan mucho que desear. Pero también, no sé si por el hecho de ser mala, iba haciendo en mi cabeza mi propia historia, iba buscando los fallos y viendo como podría haberlos mejorado. En la sencillez, en la simplicidad y el la absurdidad de esta novela yo he encontrado diversión. Riéndome de los errores, de las escenas ridículas e incomprensibles y de alguna que otra escena agradable.

Sí chicas, he de decir que aunque es un libro malo, y que cada una haga lo que crea leyéndolo o no, me ha gustado. Quizás cuando siga leyendo la serie, que sí, que quiero seguir viendo cómo van estos dos personajes, quiero ver hasta dónde pueden llegar a caer, hasta donde los lleva esta relación mal llevada y mal escrita. Entonces quizás, ya diga, ¡Hasta aquí he llegado! pero vamos, en cuestión de libros tengo aguante y muy pocos he dejado a medias. Por eso seguiré leyendo.

Nota: 6